Solo Entérate

es un portal de noticias de Colombia

Distrito busca proteger cuerpos de agua con proyecto de contención y remoción de basuras

La Barranquilla biodiversa sigue su curso con la implementación de estrategias que apuntan al desarrollo sostenible. La Alcaldía de Barranquilla pondrá en marcha en este 2023 un proyecto que permitirá la contención y remoción mecánica de basuras flotantes que confluyen en la trampa del arroyo León y en el sector de la Intendencia Fluvial.

Las barreras estarán diseñadas para impedir el paso de los residuos que arrastran las escorrentías, protegiendo de contaminantes tanto a la ciénaga de Mallorquín como al río Magdalena y al mar.

El proyecto se va a trabajar con el acompañamiento del gobierno danés, evaluando la factibilidad de un sistema que funcionará en los dos sectores. El proceso de contratación iniciará próximamente.

El alcalde Jaime Pumarejo explicó que este sistema operará tanto en el arroyo León, como en el caño del Mercado y de los Tramposos, en donde “se puedan recoger todas las basuras superficiales de plástico y demás que van flotando y que, de una manera mucho más práctica, estas vayan subiendo a través de una banda transportadora y caigan enseguida en unos contenedores que los llevarían a sitios de reciclaje”.

El mandatario añadió que con este sistema “haremos nuestra parte para asegurarnos que los plásticos y nuestras basuras no lleguen a la ciénaga de Mallorquín, no lleguen al río y por ende al mar Caribe. Antes que acabe el año los veremos instalados y estaremos haciéndolo con los mejores para asegurarnos que esto salga bien y cuidemos nuestro medioambiente”.

Sobre las barreras

Para el adecuado manejo de los residuos, el proyecto cuenta con dos componentes: el primero consiste en la contención de la basura a través de barreras flotantes con los materiales adecuados. El segundo se basa en la remoción de la basura flotante, para ello se requieren bandas transportadoras que faciliten la recuperación de residuos y contenedores en los que se depositarán los mismos.

Con la puesta en marcha de este plan, Barranquilla se sigue consolidando como una biodiverciudad, protegiendo sus recursos naturales y permitiendo el desarrollo de la ciudad de manera sostenible y amigable con el medioambiente.